¿Cuál es el interés de los paneles fotovoltaicos para la carga de coches?

Cuántos duran los paneles solares

En los últimos años, cada vez más propietarios de coches eléctricos buscan una alternativa a la carga convencional. Prefieren confiar en la energía solar para recargar sus vehículos, por muchas razones. En este artículo te invitamos a descubrir las principales ventajas de los paneles fotovoltaicos a la hora de cargar un coche eléctrico.

Una solución económica

Dependiendo de la complejidad del proyecto, el costo de instalar paneles solares puede aumentar rápidamente. Pero a la larga, la inversión se amortiza rápidamente. Según los expertos, una instalación solar se amortiza completamente a los 10 años. En general, cuesta de 2 a 3 € por inodoro integrado en el techo. Tenga en cuenta que este precio tiene en cuenta el costo de adquisición de equipos y mano de obra.

En general, la instalación de paneles solares representa una inversión importante. Conscientes de este punto, los gobiernos han puesto en marcha ayudas específicas para apoyar a los propietarios que decidan recurrir a esta solución. Así, puedes reclamar el bono de autoconsumo confiando el proyecto a un instalador certificado por RGE.

En general, cargar su automóvil con paneles solares reduce la factura de energía. Cabe señalar que esta reducción es aún mayor si vives en una región caracterizada por una mejor insolación. En cualquier caso, ten en cuenta que la cantidad de paneles solares necesarios para cargar un coche eléctrico depende de diferentes factores. La potencia de la estación de carga, la capacidad del techo de la casa, la composición del hogar, el número de aparatos eléctricos que consumen energía, la batería del vehículo eléctrico o híbrido… son elementos que pueden influir en el coste de el proyecto.

Ver más:  Cómo ahorrar dinero y reducir tu huella de carbono con paneles solares en tu hogar

Según la situación, tu autoconsumo será parcial o total. Se dice que el autoconsumo es parcial cuando el productor revende parte de la energía que no consume. Por otro lado, se dice que el autoconsumo es total, cuando el productor es al mismo tiempo el único consumidor de la energía producida. En cualquier caso, un contador inteligente te permite calcular tanto tu producción de energía como tu consumo.

Una opción ecológica

En los últimos años, el objetivo declarado de los gobiernos ha sido eliminar el uso de carbón y combustibles fósiles centrándose en soluciones ecológicas y limpias. Esto es, además, lo que justifica el desarrollo de sectores renovables en casi todo el mundo. La idea es implementar acciones climáticas concretas para la preservación del medio ambiente.

Según los resultados de un estudio reciente, los sectores renovables representaron alrededor del 40% del mix eléctrico de la Unión Europea en 2020. Gracias a los paneles solares, puedes recargar tu coche eléctrico, mientras te involucras en un enfoque ecológico. De hecho, el uso de energías renovables le permite evitar la dependencia de los combustibles fósiles. Tenga en cuenta que es muy posible revender parte de su producción de energía para ayudar a suministrar energía verde a la red eléctrica.

En resumen, la energía solar representa una gran alternativa a la recarga convencional de vehículos eléctricos. Al optar por paneles solares, obtienes un importante ahorro en tu consumo y haces un gesto encomiable a favor del medio ambiente.

El toldo fotovoltaico como fuente de energía solar para vehículos

Un toldo fotovoltaico es un dispositivo que capta la energía del sol y la convierte en electricidad. Las marquesinas fotovoltaicas se utilizan en muchos entornos diferentes, incluidos hogares residenciales, edificios comerciales y espacios públicos.

Ver más:  ¿Está la industria fotovoltaica en riesgo de crisis?

Recargar un número cada vez mayor de vehículos totalmente eléctricos representa un desafío para la red nacional actual: deberá satisfacer esta demanda adicional, especialmente durante las horas pico.

Si ningún vehículo está cargando, o si hay un exceso de producción, esta puede almacenarse químicamente en baterías (externas a los vehículos) o usarse para complementar el consumo eléctrico de los edificios vecinos. Si, por el contrario, el consumo supera la producción, se puede tomar energía de la red nacional.
El toldo fotovoltaico permite producir energía fotovoltaica sin coste adicional tras su instalación, y permite recargar sus vehículos al mismo tiempo si está equipado con estaciones de carga para vehículos eléctricos o híbridos recargables.

La mayoría de los constructores de marquesinas de aparcamiento utilizan cimentaciones compactas aptas para superficies planas (micropilotes hincados en el suelo, pesos de hormigón, etc. Las marquesinas fotovoltaicas instaladas no obstruirán el paso de los vehículos e incluso los protegerán del granizo y del impacto del sol. Rossini miró al peso necesario para estabilizar la estructura.Así, los bloques de hormigón integrados en la estructura permiten una instalación rápida y ligera, apta tanto para emplazamientos rurales como para aparcamientos de empresa.Además, el coste variable de construir una plaza de aparcamiento es limitado.

Pablo Ruiz